Un nuevo amanecer...
Faltan:



Para el inicio de una nueva era...

Las danzas Mayas dominan atención del público en gran parte de la tarde

En el marco de las actividades del recibimiento de “Una Nueva Era”, como dicta el calendario Maya en su unidad de conteo denominada Baktun –que es la más larga debido a que equivale a 144 mil días, aproximadamente 394 años- unos de los puntos más destacables fueron las diversas danzas.

Los bailes fueron realizados por diferentes grupos autóctonos. Los curiosos visitantes pudieron observar la danza del Tunco de monte, la danza de Chiracuacos, la de Zambunba y la del Fuego.

El Ministerio de Turismo y la Corporación Salvadoreña del Turismo (CORSATUR) han impulsado el valor de las comunidades originarias de la descendencia antigua que habitaron tierras salvadoreñas.

“Realmente esta es una experiencia única porque es acá en donde uno puede aprender a conocer más sobre nuestros antepasados”, comentó Gilma Hueso, una asistente al evento del Baktun XIII, quien desde tempranas horas ingresó al sitio arqueológico Tazumal –lugar del evento- junto a su abuela.

“No podía perderme de este acto tan cultural y al que le debemos mucho respeto y honor. Me alegra que el Ministerio de Turismo esté apoyando a nuestra gente, a nuestros descendientes”, dijo Celina Rivas, una originaria de San Salvador, que disfrutó de la danza de los Chiracuacos justo a las 3:00 de la tarde, hora en la que ingresó al yacimiento arqueológico.

El Tazumal, ubicado a 80 kilómetros de la capital, recibió a más de un centenar de personas interesadas en conocer más de la cultura pasada.